24 mar. 2012

Let's feel... close your eyes and listen.

Una historia convencional empezaría con un narrador situándonos en el tiempo, unos personajes prediseñados, una trama continua y constante... 
Esto es una historia convencional, sólo que sin tantos matices. Únicamente hacen falta un par de elementos para la puesta en escena: un atardecer, un paseo solitario donde se escuche el batir de las olas, un chico y una chica. Lo demás es secundario, queda al libre albedrío de la imaginación de cada uno. 

No digas nada, sólo cierra los ojos. 
Durante el próximo rato diré todas esas cosas que siempre quise decirte, abriré mi corazón de par en par. Simplemente no me mires aún. Será más fácil así. 
¿Recuerdas? Haz memoria... todo lo que hemos vivido. 
Ha sido hermoso, ¿verdad? Cada momento tan inolvidable, tan único, tan especial. 
Por ahora, y en adelante, te cogeré de las manos. Con ello prometo que jamás te soltaré. Te sostendré con tanta tanta fuerza que jamás volverás a sentirte caer mientras me tengas a mí. Y me da igual no recibir reciprocidad, el simple hecho de hacerlo es lo que me basta para poder sonreír satisfecha. 
Te seré franca, hubo momentos en los que no supe qué hacer, cómo reaccionar... ni siquiera qué sentir. Pero ahora ya lo tengo claro. Quiero gritar a los cuatro vientos que te quiero, sean cuales sean las consecuencias que éste grito acarree. 
Quiero liberar éste sentimiento, respirar hondo y pensar que al menos he sido honesta conmigo misma... y contigo. 
Quiero pensar que estoy haciendo lo correcto... aunque eso no lo sabré hasta terminar y comprobar tu mirada. 
Abre los ojos, pero no me mires todavía. Mira la puesta de sol. No me sueltes, aún no. 
Respira hondo. 
Ahora mira nuestras manos. Mírame a los ojos. Busca tu reflejo en ellos. Sólo te pido una cosa: no tengas miedo.

Después de todo ésto... adelante, te toca. 


20 mar. 2012

Send me all your angels now...

Risas. 
Miradas.


Silencio.


El tiempo acaba de detenerse en seco. 
El mundo a nuestro alrededor se va difuminando progresivamente.


Te vas acercando a medida que ladeas la cabeza ligeramente hacia un lado. 


Mi corazón late desbocado, deteniéndose en seco en cuanto tus labios apenas rozan los míos. 
Sólo un momento. Apenas una suave caricia. 


Te separas. No demasiado. 


Otra mirada. Una mirada que jamás había visto. Y que jamás querría dejar de ver.


Sonríes y me contagias. 


Y entonces llega el momento. 
Nos fundimos en un solo ser. Después de haber esperado tanto. 


Prometo no soltarte nunca. 

15 mar. 2012

Falling Slowly...


Creía saberlo todo. Creía adivinar lo que pasaba por tu mente. Ilusa… ocultabas mucho más de lo que creía.

Por ahora, olvidemos el pasado, afrontemos el futuro con esperanza. No te preocupes por mí, todas las heridas cicatrizan con tiempo y calma. Incluso éstas.

Cogeré la vieja barca en la que nos dimos nuestro primer beso y navegaré a través del lago hasta perder la razón, el sentido de la orientación, el del tiempo, puede que también incluso la cordura. Volveré a la orilla siendo otra persona. El viejo yo, el yo que aún te amaba, se quedará en lo más profundo de aquel lago de cristalinas aguas, en el que me decías que jamás me abandonarías, pasara lo que pasase.

Rasgaré las desvencijadas cuerdas de aquella vieja guitarra que nos propusimos arreglar. Tu firma en ella ya está medio borrada. Me confieso culpable de ello. Sin darme cuenta la repasaba con los dedos durante horas, cuando aún no lograba acostumbrarme a tu ausencia.  Vuelve pronto para que puedas arreglarla antes de que desaparezca por completo.

Acabaré con las noches de insomnio… en cuanto deje a mi antigüo yo en el fondo de aquel lago.

«I don’t know you, but I want to… all the more for that…»

Aún te espero. Siempre te esperaré. Y cuando vuelvas, lo sentiré. En cuanto nuestras miradas vuelvan a cruzarse. Te esperaré toda la vida, hasta que decidas regresar… hasta que decidas despertar.  



13 mar. 2012

Waking up

En cierto sentido, se que nunca dejaré de soñar contigo. 
Pero por fin he logrado ver más allá. No me ha hecho falta pensar, simplemente esperar.
Hay sucesos que trastornan nuestros esquemas durante un tiempo incierto que, puede se nos antoje largo, pero siempre termina. 
Las ilusiones son bellas, pero, si esa llama no se mantiene viva, llega el momento en que se extingue. 
Lo peor de todo es que no lo hace de un modo traumático, sino que simplemente se apaga. Lo que realmente duele, paradojicamente, es que no duela en lo absoluto. 
Por eso se que nunca dejaré de soñar contigo; porque son demasiadas las noches que me he dormido pensado en ti; porque son incontables las horas muertas en las que he viajado a través del tiempo y la imaginación, cogida de tu mano con fuerza; porque han sido incontables los besos que me robabas mientras el mundo avanzaba demasiado deprisa como para seguirle el ritmo. 
Seguiré soñando contigo mientras pueda, a pesar de que las mariposas que ayer me arañaban las entrañas, ahora vuelen libres, sosegadas, por fin tranquilas. 
Porque, a fin de cuentas, siempre supe que este sentimiento terminaría, sabía que no podría resistirlo por mucho tiempo más. 
Porque, desgraciadamente, en un futuro... ¿Qué crees que podría pasar en un futuro, después de todo?

10 mar. 2012

I choose you for the rest of my life



Tiré de la manta y cerré los ojos con una amplia sonrisa que no había manera de quitar. 
Sentía tu respiración a mi lado, suave, calmada... me relajaba, me acunaba. 


Una caricia en la mejilla, en el pelo. Sonríes también, puedo sentirlo. 
Rozas suavemente tus labios con los míos pensando que ya estoy dormida y probablemente no lo recuerde mañana.
No diré nada, será nuestro pequeño secreto.


Gracias. Gracias por ser impaciente y no esperar más. 


Exhalo mientras me acurruco bajo la manta, tapándome hasta la nariz con ella.
Siento como te terminas de acostar a mi lado. Tu respiración se relaja, tomando un ritmo constante y acompasado, más lento. ¿Eso es un ronquido? Río ante la posibilidad. También por ternura.


Y es entonces cuando me doy cuenta de que así es como quiero dormirme todas las noches durante el resto de mi vida. 


Mañana despertaré primero para poder verte dormir. Prometido.


Dulces sueños.

7 mar. 2012

07日03月2012年

Me gusta soñar contigo. 


Pese a saber que no debo, me gustan las cosas que mi subconsciente evoca al visualizar tu rostro en mi mente. 
Pese a que las mariposas me arañen las paredes del estómago con sus alas, me gusta poder recordar tu olor y aferrarme a él cuando me siento sola. 
Pese al nudo que me obstruye la garganta cuando te siento cerca, me gusta aferrarme a tu calidez. 
Pese a saber que esos sueños nunca se harán realidad, me gusta sentir lo que siento por ti. 






Shhhhhhhhhh...