13 abr. 2016

Una página diaria

13:26 GMT Dublín, Edimburgo, Lisboa, Londres
Tengo envidia de esa gente que ha podido trabajar en sus talentos y ha llegado a poder vivir de ellos. Antes de la treintena, me refiero. Yo voy rumbo a los 24 y lo que he hecho ha sido trabajar y "acatetarme" con el paso de los años.
¿Qué se me ha dado bien a lo largo de mi vida? ¿Qué sueños he ido matando por ajustarme al patrón de la realidad? El dibujo: perdido. La escritura: luchando por no perderla. La música: obsoleta.
Quiero retroceder, volver a ese tiempo en el que soñaba con ser escritora. Con ganarme la vida con esa pasión bohemia. Con un trabajo de ordenador y oficina. Con aprender y reinventarme cada día. Este año se hace inmenso y no veo el momento en que termine.
Tengo 23 años. Quiero evolucionar.